Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de noviembre, 2014

Una lectura en oblicuo de podemos

No puedo decir que haya leído cada palabra de su programa, que me haya enterado de cada detalle de sus polémicas, que sea, en una palabra, una opinión estudiada y aguda de la que os podáis fiar. Yo sólo miro la realidad de refilón, captando brillos que unas veces son ciertos y otras no, pero que, por otro lado, me permiten una visión de conjunto que no se distingue tanto de la verdad. 
ANTÍTESIS: Empecemos con la pregunta ¿qué es "podemos"? Os contestaré que es la nueva antítesis necesaria para que el sistema evolucione. Antes teníamos a PP y PSOE enfrentados, y podíamos cómodamente tomar un bando u otro, izquierdas o derechas, en esa dicotomía que parece que necesitamos, un "nosotros" y "lo otros" que nos devuelven una idea de identidad. Sin embargo poco a poco se han ido uniendo en una sola cosa, se ha fraguado un PPSOE en el que las similitudes pesaban más que las diferencias. Para Hegel llega un momento en que tesis y antítesis se unen en síntesis. L…

Caída

En noviembre caen señoras de los árboles. Tal vez sea que han madurado al sol durante un verano interminable y están preñadas de semillas y pulpa, o tal vez que, igual que hojas castañas, han terminado un ciclo y se han quedado secas y marrones, alfombrando las calles de colores insólitos. El caso es que se precipitan, interrumpiendo el tráfico, poblando las aceras, restituyendo el caos de un invierno cercano. Noviembre es el mes más inhumano, aquel en que se cierran ya las puertas, se despiden los amantes hasta nunca o hasta que el tiempo vuelva a serles propicio, que no es más que otra manera de decir "hasta nunca", todos los escorpio cumplen años, se guarda la ropa de verano. Y en este mes también las calles se llenan de señoras caídas. Los bomberos intentan apartarlas, para que los peatones puedan pasear tranquilos y las bicicletas no besen los bordillos, asustadas por cuerpos atravesados en los carriles.